Etiquetas

, , , , ,

La situación descrita se desarrolla en Nueva York, en el año 1945. Se trata de un grupo familiar1 muy estratificado donde cada miembro tiene una función definida. Se ha escogido para la realización de este ejercicio la situación ficticia de la película El Padrino2 de Francis Ford Coppola adaptada del libro original homónimo de Mario Puzo3.

Breve descripción etnográfica

La acción se desarrolla cuando la II Guerra Mundial daba sus últimos coletazos. En esa época la ciudad de Nueva York era un punto de destino clave a nivel global para las migraciones transoceánicas. La llegada de judíos y otros ciudadanos desde Europa a los Estados Unidos era importante y se comenzaban a formar grupos de poderosa influencia como es el caso del protagonista. El empleo de técnicas delictivas como las coacciones4, las amenazas, el blanqueo de dinero, el tráfico de influencias o incluso el asesinato es frecuente, tanto por la lucha entre linajes de criminales como para la obtención de favores, beneficios económicos o de estatus.5

En cuanto a urbanismo se observan formaciones en forma de guetos segregados del resto de la ciudad en función de la nacionalidad de sus habitantes. Esto favorecía la aparición de delincuencia debido a la poca dedicación policial y a la aparente invisibilidad de los ciudadanos -extranjeros o nacionalizados- que allí vivían. 6

Identificación de los actores sociales

En el vértice de la pirámide jerárquica encontramos al padre de la familia, Vito Corleone -también llamado Don o Padrino- un inmigrante italiano forzado al exilio por cuestiones criminales que ha hecho fortuna en Estados Unidos. Mediante una serie de intercambios de favores y bienes de manera ilegal ha logrado una poderosa posición económica y de estatus. Su esposa también es inmigrante italiana.

Además de Vito Corleone existen otros actores que ocupan una posición inferior y diferente en la estructura política de la organización7. De sus cuatro hijos -tres varones y una mujer- dos contribuyen activamente al mantenimiento de la organización que preside el padre. Un quinto hijo adoptivo ejerce las funciones de asesoramiento legal. Todos ellos nacieron en EEUU pero no se consideran americanos de hecho (salvo este último, que lo es) pues se mantiene un vínculo muy fuerte con las costumbres italianas que les impide integrarse plenamente en la sociedad estadounidense. En algún personaje se observa que su nombre ha sido adaptado del italiano al inglés en un posible intento de ser americanizado.

Las relaciones familiares no tienen base de consanguinidad. Una persona biológicamente ajena a la familia puede formar parte de ella si demuestra la lealtad y la afinidad suficiente.

Conceptos

En esta situación la arena política, siguiendo las definiciones de Lewellen8, es la estructura familiar en la cual el poder es ejercido de dos formas. Por una parte el cabecilla representa la acción intelectual, da órdenes que otros ejecutan, pues el capo “nunca se mancha las manos de sangre”. Estas otras personas forman parte de una estructura subyacente que ejerce la fuerza material por medio de la violencia. De esta arena política forman parte tanto los componentes de la familia -consanguíneos- como otros miembros de menor estatus y sin vínculo biológico, pero que también gozan de ciertos privilegios y sobre todo de la confianza del capo. Para todos los miembros de la arena en la que se desarrolla la acción las normas son las mismas. Se trata de normas consuetudinarias y no consensuadas. Emanan del cabecilla y por eso son respetadas, pues la legitimación de éste viene dada por sus valores, logros y estatus, y utiliza su poder en beneficio propio y de otros, tal y como señalan Swartz, Turner y Tuden9. Además cumple las expectativas de sus personas de confianza en cuanto a protección y compensación económica, lo que hace que dicha confianza crezca y se afiance con el tiempo. Cabe destacar la enorme importancia del sentimiento de familia como institución, alrededor de la cual giran todas las actuaciones y la organización.

Algunas normas son compartidas también a nivel de campo político. Este está formado por las otras familias poderosas pertenecientes a la mafia neoyorkina. Todas ellas funcionan de similar forma en cuanto a estructura y acción. Los intereses que persiguen son independientes los unos de los otros, excepto en ocasiones que se cruzan y desembocan en conflicto. Su funcionamiento interno no se rige por las mismas normas. Las relaciones a nivel suprafamiliar no están formalmente reguladas.

Se ejerce un poder privado que tiene consecuencias en el ámbito público, pues los tentáculos de la familia Corleone llegan hasta el Congreso de los Estados Unidos, siendo uno de ellos un reputado miembro del lobby de los casinos. Con todo esto se persigue la consecución de los objetivos de la familia Corleone, que no es otro que acaparar respeto, poder y beneficio económico, siempre por encima del resto de familias de la mafia neoyorkina. Dicho poder es necesario para controlar los negocios ilegales en mayor medida que el resto de familias, manteniendo así el dominio sobre ellas.

La familia Corleone a través del capo recibe apoyos desde varios ámbitos. En primer lugar el intercambio de favores con otros inmigrantes italianos es común. Éstos recurren al capo Corleone para solicitar ayuda en algún asunto, por lo general de tipo criminal. En ese momento quedan en deuda con la familia, que no dudará en reclamar la devolución de dicho favor cuando lo necesite. Así se establece una relación de aparente simbiosis pero en la cual el capo siempre está en situación de superioridad10. Por otra parte se reciben apoyos institucionales11, por lo general consecuencia de extorsiones.

La toma de decisiones importantes recae en todo caso sobre el capo, que lo hace en base a la respetabilidad, la experiencia y cierta habilidad social, con lo cual podemos decir que ejerce el poder independiente. Esto permite mantener su estatus no sólo en el contexto del campo político, sino también dentro de su propia familia, marcando bien la posición de jefe. Otras personas también intervienen en la toma de decisiones, aunque estas suelen ser de menor importancia o de tipo técnico, como por ejemplo las relativas a condiciones legales, siendo un ejemplo de poder dependiente. El apoyo que necesita el líder para legitimar sus decisiones proviene tanto de trabajadores asalariados absolutamente leales como de sus hijos biológicos y adoptivos. En algún momento también se apoya en las deudas de favores que tiene con otras personas de rango inferior, así como en la fe que estas personas tienen en el capo.

Existen una serie de símbolos que indican con claridad quién ejerce el poder. El gesto de besarle la mano al Don significa reconocimiento y sumisión. El hecho de que el padrino tenga su propio despacho ya es un símbolo de superioridad sobre el resto de miembros de la organización. Asimismo en algunas escenas sobre intercambios de favores la petición al capo suele ir acompañada de algún regalo. La actitud altiva y poco accesible del protagonista también denota poder. A veces ocupa un lugar en la escena muy significativo: se le suele ver sentado en un sillón que recuerda a un trono y cuya imagen vacía se utiliza posteriormente precisamente insinuando que lo es. En otras secuelas de la película dicho sillón vuelve a aparecer pero ocupado por otra persona que le sustituye. Éste objeto se asocia inevitablemente al poder que ejerce quien lo utiliza.

En cuanto a las formas de organización manifestadas a través de símbolos, se observa que los eventos familiares como las bodas o las comuniones -siempre se trata de algún rito católico- sirven como punto de encuentro de familia y amistades de los Corleone, por ello se suelen aprovechar para tratar ciertos asuntos privados. Existe un doble sentido en estos ritos: por una parte el sentido formal de cumplimiento de los sacramentos católicos y por otra parte un evento social en el que se establecen contactos o se fortalecen relaciones colaborativas existentes.

En ocasiones se dan reuniones de tipo técnico al margen de la familia con el fin de realizar acciones conjuntas de carácter criminal, carentes del componente emocional que tienen los intercambios de favores.

Es obvio que en este caso las relaciones de parentesco no sólo tienen mucha importancia, sino que son el pilar fundamental en el que se apoya la actividad criminal. En este caso entendemos por familia tanto aquellos descendientes de Vito Corleone y su mujer como otros no consanguíneos pero cuyo apoyo está garantizado12. Esto les legitima para disfrutar de ciertos beneficios -como protección o salarios muy generosos- a cambio de ofrecer lealtad absoluta. Cabe destacar el papel de la esposa del capo. De apariencia discreta, actúa como elemento de cohesión entre todos los componentes de la familia. La importancia de este personaje queda patente: no ejerce el poder de manera directa pero es fundamental a la hora de mantener la unión necesaria entre los actores hasta el punto de que el sentimiento de pertenencia a la familia podría ser calificado de corporativismo.

Conclusiones

Estamos ante una organización jerarquizada en la cual las relaciones de poder condicionan el resto de relaciones humanas. La base de la acción política son una serie de hechos criminales que son el instrumento para conseguir más poder, más estatus y más beneficio económico.

En el ejemplo expuesto se observan con claridad muchos de los conceptos clave de la antropología política. La diferenciación entre roles es muy tajante, de manera que no hay lugar a confusiones a la hora de identificar de quién emana el poder, por qué esa persona está legitimada y qué función cumple cada uno de los actores. Se trata de una estructura rígida que sólo sufre cambios cuando son necesarios relevos generacionales por causas naturales. El jefe de la organización consigue su estatus político gracias a la coacción -que una persona de confianza deje de serlo por decisión propia tiene consecuencias, generalmente la muerte-. Esa misma coacción que el jefe ejerce sobre sus subordinados le confiere apoyo. La legitimidad viene dada por la trayectoria del padrino, el respeto que se ha ganado y su posición social en el campo político y en el contexto general de la sociedad neoyorkina.

La toma de decisiones se realiza con el objetivo de conseguir beneficio para la organización de diversas formas. Para ello se hace servir de una serie de funcionarios que ostentan cargos políticos fundamentales para la ejecución de planes y para el soporte de la estructura de la organización.

No se observa persuasión violenta. En apariencia las personas que trabajan para la familia Corleone lo hacen de manera voluntaria. No obstante, como ya se ha indicado con anterioridad, abandonar la organización puede suponer la muerte del desertor. Esta voluntariedad integrada en un sistema de amenazas fortalece la organización.

La solidez de la pirámide jerárquica, la cuidada organización y la utilización de métodos ilegales pero al mismo tiempo legitimados por tratarse de órdenes de Vito Corleone, convierten a su familia en un ejemplo claro de organización política avanzada, donde el poder es ejercido mediante la violencia, lo cual requiere el apoyo de otros actores.

1 En este contexto por grupo familiar no sólo se entiende aquel compuesto por los descendientes del protagonista, sino que también incluye aquellas personas que sin estar biológicamente realacionadas son consideradas parte de la familia por la confianza y la lealtad absoluta que han demostrado a lo largo del tiempo.

2 Francis Ford Coppola: El Padrino, 1972, Paramount Spain, edición en DVD de 2010.

3 Mario Puzo: El Padrino, Barcelona, Zeta, 2001.

4 “Le haré una oferta que no podrá rechazar” – Vito Corleone a Johnny Fontane

5 “Si algo nos ha enseñado la historia es que se puede matar a cualquiera.” – Michael Corleone a su hermano adoptivo Tom Hagen

6 “Los italianos piensan que el mundo es tan duro que hace falta tener dos padres, por eso todos tienen un padrino.” Vito Corleone sobre su función protectora.

7 Cuando se utiliza la palabra organizaciónse hace alusión al conjunto familiar compuesto por los miembros que comparten el apellido Corleone y los que siendo ajenos a dicho apellido son considerados también parte de la familia.

8 Lewellen, T.C.: Introducción a la Antropología Política, Barcelona, Bellaterra 2009, Cap.5: “Estructura y Proceso”.

9 Pérez Galán B. y Marquina Espinosa A. (eds.): Antropología Política, Textos teóricos y etnográficos,, Barcelona, Bellaterra, 2011. Cap. 2: “Antropología Política, una introducción”, Swatz, M.J., Turner, V.W., Tuden, A.

10 En el contexto de los grupos de inmigrantes italianos que en algún momento se relacionan con Vito Corleone, se considera un honor que éste solicite un favor, pues simboliza la confianza que deposita en aquella persona a la que se lo pide. Queda patente así que el capo siempre está en una posición de superioridad, sea cual sea la dirección del favor, tanto si lo solicita como si lo hace.

11 “La política y el crimen son lo mismo”- Michael Corleone

12 “Toda mi vida he luchado por proteger a mi familia.” -Michael Corleone

Bibliografía

  • Coppola, Francis Ford: El Padrino [The Godfather], EE.UU., 1972. Paramount Spain, formato DVD, edición de 2010.
  • Lewellen, Ted C.: Introducción a la Antropología Política, Barcelona, Bellaterra, 2009.
  • Pérez Galán, B. y Marquina Espinosa, A. (eds.): Antropología Política; textos teóricos y etnográficos, Barcelona, Bellaterra, 2011.
  • Puzo, Mario: El Padrino, Barcelona, Zeta, 2001.
Anuncios